Cosiendo, tejiendo y canturreando.

vestido punto niña

Hoy no voy a contarte mi vida… jajajaj!!! ¿Sorprendido? Si has llegado hasta aquí para hacer el vestido que ves en las fotos seguro que lo agradeces. No obstante, para los fieles al blog, pero sobretodo para los que aún siendo completamente ajenos al mundo de la costura nos leen, al final hay una pequeña sorpresa.

Dicen que en agosto la gente no lee blogs, pero este vestido te lo tenía que enseñar sí o sí. Aunque hace ya tiempo que lo terminé no encontraba el momento de hacer las fotos y contártelo!! Si nos sigues en Instagram seguro que ya lo has visto: se trata del modelo abejita, jajajaaj. Te habrás fijado que el amarillo este verano se ha visto bastante en moda de niños y adultos y aunque aquí en el Norte no sé por qué razón los colores fuertes y vivos me cuesta incorporarlos a nuestro armario, este encontró rápidamente su hueco. Sigue leyendo

Anuncios

DIY vestido bordado con punto smock (III parte).

IMG_9787

¿Tu hijo permanece sentado durante el rato que duran las comidas y cenas? Al parecer, entre treinta y cuarenta y cinco minutos es el tiempo que un niño debe tardar en comer o cenar y aproximadamente entre veinte y treinta  es lo que se considera adecuado para terminar el desayuno o la merienda.  Lo de permanecer sentados eso ya es capítulo a parte!! En casa, piruetas, bailes varios y patines, con paseíto hasta la pizarra entre bocao y bocao! Si tu lo has conseguido por favor, cuéntame el secreto!!! Sigue leyendo

Turista en tu propia ciudad (DIY vestido pichi de niña)

20160801203059__MG_9905

Vivir en un pueblo turístico tiene muchas ventajas. Llega la temporada estival y para tí la vida sigue casi igual, pero los visitantes están entusiasmados, desinhibidos, disfrutones, impregnados de un halo de slow life que se contagia. Es una escena habitual en mi día a día: me voy a caminar al atardecer y me voy cruzando por mi camino paseantes observadores; a veces son sólo gentes locales, otras marineros de buques que necesitan pisar tierra firme, pero la mayoría de ocasiones son transeúntes de paso que disfrutan de ver el anochecer desde ese lugar tan mágico que a veces a ti te pasa inadvertido. Entonces me giro y lo miro. Es francamente bonito. Otras lo inmortalizo y lo comparto en redes.

¿Y por qué no sentirnos como ellos en nuestro día a día? ¿por qué no salirnos de nuestra cuadriculada rutina para convertirnos en turistas en nuestra propia ciudad? Sigue leyendo

Dígame? (DIY vestido niña de plumeti)

vestido plumeti

Dígame? Hola! Cuánto tiempo sin hablar contigo… precisamente el otro día estaba pensando en ti… vas a venir a hacernos una visita este verano? Ya sabes que aquí se está muuuuuy fresquito!! Qué tal? todo bien? Alguna novedad?

Así es como podría comenzar perfectamente una conversación con algún amigo. Y de qué hablaríamos? Pues así a priori, de cosas banales: de nuestro último viaje a Menorca, de la vida en el Norte, del clima…

También le contaría mi última visita a Oviedo al encuentro Bloggever, una especie de congreso donde te cuentan los entresijos y algunos trucos de los mejores bloggeros, emprendedores y los más seguidos en las redes sociales; vamos, un auténtico batiburrillo de gente de los que aprender, con los que inspirarse y todo acompañado de un grupito de instaamigas a las que desvirtualicé y fue simplemente genial. Sigue leyendo

Un año sabático… (y DIY falda de niña con peto sin patrón)

falda pana niña

Sigue leyendo

La elegancia de la sencillez: un DIY para niñas bonitas

 

IMG_4882

Hace quince años entró en nuestras vidas Pepa. Fue un regalo que le hicimos “al patriarca” su hermana y yo al ver que lo que sentía por los felinos era algo sobrehumano. Allá donde se atravesaba uno por su camino se paraba a acariciarle y si el encuentro se producía en el parque, el flirteo podía durar un buen rato…

Los hay que somos más de gatos y otros de perro; A mi siempre me gustaron más los perros… hasta que llegó Pepa. Ahora tengo mis dudas. Gracias a ella aprendí a entender un poco más al patriarca, que estoy convencida que en otra vida fue gato.

Pepa ha sido compañera de estudio, de soledad, de adversidad… nunca le afectaron los cambios; Aún incluso le gustaban: ha vivido en siete casas distintas, cuatro ciudades y hasta con 3 amos (eso sí, siempre de la familia). Sigue leyendo